lunes, 26 de enero de 2015

IM 5

Ayer domingo con una climatología muy adversa me enfrentaba al quinto capitulo del reto.
Todo comenzó temprano, el despertador sonó a las 6:00, desayuno, cargar el coche y rumbo a Pamplona.
A las 8:22 comenzaba en la calle de tres de Oberena con el quinto IM, me acompaño durante los 3.800 metros el amigo David Azanza, la cosa fue bien, en una hora y ocho minutos estaba fuera del agua, cambio de ropa y en busca de la temida bicicleta.
La mañana era fresca y soplaba un viento infernal, de esos días que no sabes ni donde meterte, subí hacia el Valle de Aranguren, después di media vuelta para coger la carretera de Zubiri en busca del abrigo, luego baje hacia el Carrascal, otra vez al Valle de Aranguren y termine de nuevo por la carretera de Zubiri. Fue desesperante, la velocidad media no llego a los 24 kilómetros hora. Era una gran impotencia pedalear y apenas moverte del sitio, las rachas de viento fuerte me dejaron muy destemplado y cansado.
Llegué a Oberena pasadas las cinco de la tarde, allí estaba el bueno de Txema con una buena sopa para templar el cuerpo, repose cinco minutos cambie de ropa y comencé muy cansado con la Maratón.
La primera de las vueltas a Mutilva me costo mucho templarme y entrar en materia, después poco a poco me fui templando para completar unas dos ultimas vueltas muy buenas. Estuve toda la Maratón escoltado por Txema Sesma en bici y la ultima vuelta y media se unieron Juan Luis y su mujer Elena.
Al final la cosa no fue del todo mal, fueron 13h 11m de mucho sacrificio.
Agradecer nuevamente las facilidades y el apoyo del Club Oberena y la de Txema Sesma que me mimo como una madre. Gracias!!!
Estoy muy contento de cómo marchan las cosas, en 21 días desde el inicio del reto ya hemos sumado cinco Ironman, lo que hace una media de uno cada cuatro días.



Comenzando en la personalizada calle 3 de Oberena


Sumando metros


Mucho frió en los primeros kilometros de la bici


Vídeo al paso por el kilómetro 100


Ayer de nuevo la ADRENALINE en acción


Ultimo cambio de ropa


Con Txema al paso por la media Maratón


Ultima vuelta


Llegada a Oberena


Tiempo final


Los numeros del quinto


Hoy merecido descanso y un buen masaje del amigo Ati

3 comentarios:

Emilio achuchonsitos dijo...

Enhorabuena por este sufrido quinto Ironman. Un día difícil sacado con la mejor nota tu temple y capacidad de superación no tiene límites. Y el apoyo de esos grandes amigos no tiene precio siempre están a tu lado. Besitos
Tu esfuerzo es el tren de aterrizaje de tus sueños.

Achuchonsitos para todos.

Antonio Gil dijo...

Enhorabuena Ricardo por tu quinto ironman, el dia debio de ser bastante desagradable aun asi conseguistes un buen tiempo,sigue asi cumpliendo objetivos y sueños.
saludos

http://popedyelmarnegro.blogspot.com.es/

Jose Luis Martinez dijo...

Bueno,pues como dice el dicho,no hay quinto malo,o si?,por que te costo un triunfo el haber acabado con la bici,a dia de hoy,la peor y mas dura de las tres disciplinas,haber si empieza a subir algo las temperaturas y se te hace mas ameno y menos sufrido

Enhorabuena y ya van cinco.
Un saludo
Jose Luis Martinez (Burgos)