viernes, 12 de noviembre de 2010

MAÑANA ME ESPERAN LAS CALLES DE MADRID

Este es el recorrido de mañana sábado en mi Maratón Nº 44, agradecer a Pablo Solinís la elaboración del recorrido y este bonito montaje.
Mañana ya os contare que tal nos va por las calles de Madrid. Ahora toca un merecido descanso, ya que el día de mañana promete ser largo.

7 comentarios:

Quique (de Santiago) dijo...

Susto me da ese recorrido, Riki, porque no creo que cierren el circuito para ti. Madrid es una selva de coches y gente, y ahí hay semáforos y pasos de cebra paburrir salvo cruzando El Retiro y la Casa de Campo. Lleva cuidado y ya contarás.

Juantxo dijo...

¡Aupa chaval!
Que la suerte te acompañe en la capital.
Por decir algo: los bocatas de calamares a la vieja usanza siguen estando tan ricos por aquellos pagos.
¡Que Uds.lo disfruten, que bien merecido se lo tienen!
Juantxo

Quique (de Santiago) dijo...

Amigo Emilio Azuaga:
Aprovechando que tenemos a Riki cruzando pasos de cebra en la capi, he estado mirando lo que me decías. Efectivamente, Azuaga es una población de Badajoz, y de las ilustres. En la época romana formó parte de la provincia Bética, y tuvo varios nombres. En la época musulmana estuvo poblada por gentes de la tribu bereber de Al-Zuwaga, así que ahí tenemos probablemente el nombre, que a mí me sonaba vasco. En el 1236 la reconquistó Fernando III y volvió a ser cristiana.
En cuanto a "Azuaga" como apellido, clarísimamente se ve que es malagueño y no pacense, gracias a esta página del Instituto Nacional de Estadística:
http://www.ine.es/fapel/FAPEL.INICIO
Málaga os contiene a una mayoría aplastante.
Queda la duda de si el apellido "Azuaga" tiene que ver con la localidad "Azuaga", porque misteriosamente sólo hay 19 azuagas en Badajoz contra los 547 de Málaga (seleccionando nacidos, para que no cuente el factor emigración). ¿Qué te parece, Emilio? Mi teoría de un repoblador "Azuaga" que diera nombre a los azuagas malagueños se va casi a la porra puesto que no hay azuagas en el territorio vasco (aparecen seis en Vizcaya). Ahí te dejo la jugada.
Riki, no te lances, no sea que atropelles a alguna señora.
Saludos, DEPORTISTAS

Quique (de Santiago) dijo...

"Maraton N•44 completada por las calles de Madrid en 3h 37m."

Pues ya tiene la 44 (las dos sillitas). Y en un tiempazo. Estoy deseando que nos cuente los pormenores.

AÚPA, RIKI

emilio dijo...

esperemos que hayas disfrutado por Madrid tu maraton 44 y encimacon un gran tiempo. UN ABRAZO


PD,Quique gracias por la informacion y yo que me creia que los azuaga era una raza en exticion,jajaja. UN ABRAZO

albertxo dijo...

Kaixo Riki.

Mira qué bien, hasta te diseñan el recorrido. Supongo que habrá evitado en lo posible semáforos, coches y aceras en mal estado.

Quique, me voy a poner a la cola. Pedazo detective que estás hecho buscando la historia del apellido de Emilio, a tu lado Colombo un aficionado.

Riki, quedas detenido por cuatrero (jeje). Y frena el carro, 3h37minutos, guarda fuerzas.

Un abrazo
Albertxo

Quique (de Santiago) dijo...

Pues yo, viendo la foto ampliada, me sumo a las tesis del Kañi y de Emilio, y es que el lenguaje gestual habla por sí solo. De izquierda a derecha vemos:

1. Una rubita de gafas que va distraída con la amiga y aún no se ha fijado en Riki.

2. Una morena de pelo recogido atrás que ya está pensando: "Madre mía, qué culazo, y uno noventa que mide el tío".

3. Una rubia de pelo suelto que sin ninguna vergüenza le está echando una ojeada completa y se pregunta: "¿Este tío estará libre? Porque como esté libre me lo como, y si no lo está pues me parece que me lo como también".

4. Una morenaza de melenón suelto (cómo se nota que me gustan las morenas) que la tía incluso se ha acercado para ¡rozarse! con Riki, porque ha pensado que ella se llevaba pa casa un toquecito a la bestia. Vamos, que al pasar le está metiendo una sobada de culo. No hace falta decir que piensa: "Menudas piernas tiene este gachó, vaya cocido que me hacía yo con ellas".

5. Y un señor con una bolsa de "La casa del libro" que, pese al toque intelectual que da venir de semejante comercio, se ha fijado en la misma morenaza que yo y pasa de Riki, pero está diciendo: "Madre mía, qué jamonazas me cruzo cada vez que salgo por la Gran Vía".

Los maniquíes del escaparate del fondo terminan de componer una escena castiza y capitalina donde las haya.

¿Y Riki? Riki a lo suyo, con la prensa del día.

AÚPA, CAMPEÓN